¿Qué significa soñar con agua? ¡Ojo con tu salud y tu estado de ánimo!
Han pasado varios días, pero Manuel aún tiene la sensación de horror que le dejó aquel sueño con agua: iba nadando en un mar que kilómetros más adelante tenía una cascada gigantesca. Manuel no recuerda nada más. No sabe si cayó por la cascada o si se ahogó; sólo permanece en él la sensación de inmensidad y de angustia.

¿Has soñado con agua? ¿Qué sensación te dejó ese sueño? ¿Cómo lo interpretaste?

De acuerdo con la psicoterapeuta y especialista en sueños Brenda Mallon, los elementos naturales como el agua contienen un poder de la naturaleza, por lo que hay que reflexionar acerca de la información que aportan en los sueños para nuestra vida.

«El agua puede revelar cosas importantes sobre tu estado de ánimo”, advierte la especialista, en su libro Conózcase a través de sus sueños.

Clara Tahoces, escritora y grafopsicóloga española con más de 20 años en la investigación de temas insólitos y misteriosos, explica que soñar con agua tiene connotaciones espirituales y puede estar relacionado con la salud, el amor, e incluso el dinero.

«El simbolismo del agua es complejo, pero se distinguen principalmente tres conceptos asociados a ella: fuente de vida, centro de regeneración y sistema de purificación”, expone Tahoces en su libro Sueños. Diccionario de interpretación.

«Soñar con agua es un símbolo muy importante. Debemos prestar atención», destaca.

Lo primero que debes revisar es la calidad del agua con la que soñaste, es decir, si es transparente o está enlodada y contaminada, si está estancada o corre libremente.

El agua turbia puede simbolizar situaciones confusas y puede significar desgracias en el plano moral y en la salud; mientras que el agua transparente y limpia aporta claridad e indica larga vida y pureza el alma.

Agua de lluvia

Ver agua de lluvia cayendo sobre los campos significa que tendrás buena cosecha, que, como dicen, recogerás lo que sembraste. Si en tu sueño ves agua de lluvia caer sobre una ciudad, esto puede simbolizar trabajo y que viene en tu vida un periodo de tranquilidad.

¿Dónde cae el agua?

Si el agua cae sobre la tierra o el suelo y desaparece de inmediato, significa pérdidas económicas y ofensas. 

Ver agua caer en el interior de una casa, sin que esté lloviendo, representa duelo en esa casa y advierte sobre peligros.

Ver agua que corre por una vivienda, en la forma que sea como llaves abiertas, lluvia que entra o goteras, representa un mal augurio. Si el agua se cuela humedeciendo las paredes del inmueble, significa que se avecina un duelo.

Pero, ver agua brotando a borbollones en la casa o en un inmueble propiedad del soñador representa prosperidad, ganancias económicas, felicidad y es un buen augurio.

Caminar sobre el agua representa peligro. Si conseguimos tocar tierra, nos libraremos de él.

Si sueñas con agua agitada por oleaje, esto puede significar pesares y lamentos. Pero si el agua está tranquila, también llegará la felicidad y la paz a tu vida.

Verse reflejado en el agua simboliza dinero; también es una característica del narcisismo. Si la imagen que nos devuelve el agua es la de alguien más atractivo, podemos esperar amor y cariño de los demás.

¿Qué significa beber agua en los sueños?

Beber agua fría o fresca, es señal de salud y bienestar físico; mientras que si está caliente, está relacionado con las enfermedades.

Si el agua que se bebe está hirviendo, el sueño te puede estar advirtiendo de un carácter iracundo que puede traer problemas problemas con los demás y contigo mismo.

¿Qué relación tiene la temperatura del agua?

Si sueñas que te bañas en agua fría, puede significar que te cuesta trabajo que te entiendan; mientras que si el agua con la que te bañas en el sueño es templada, esto puede significar dicha y alegría.

Bañarse en agua muy caliente o hirviendo, puede advertir de una ruptura sentimental.

Tipos de agua que podemos ver en el sueño y significados:

Maloliente: libertad perdida

Amarga: turbia o amarillenta, enfermedad

Negra:  matrimonio desastroso, hogar desecho

De un pozo salado (pero no de mar): pesares

Agua bendita: espiritualidad encontrada y salud

Agua mineral: mejoría para los enfermos

Agua gaseosa: momentos de placer sin consecuencias negativas

Aguacero: suerte en el terreno económico. Aumento de los bienes

¿Por qué olvido lo que sueño?

Si eres de las personas que nunca recuerda lo que sueña, tal vez te estás reprimiendo y no estás dejando fluir lo que tu inconsciente quiere comunicarte.

De acuerdo con Clara Tahoces, reprimir, las personas que padecen estrés recuerdan un mayor número de sueños porque este estado tiende a perturbar sus esquemas de sueño, haciéndoles despertar más veces en la noche.

Así como las personas que desarrollan tareas creativas recuerdan más sus sueños que aquellas que son más pragmáticas.

Lo cierto es que es más fácil recordar los sueños nítidos y cargados de contenido emocional, que aquellos que son vagos, cortos y confusos.

Consejos para recordar tus sueños

  • Asegúrate de tener una luz cerca de la cama y que la puedas encender sin necesidad de levantarte.
  • Cuando estés preparado para irte a la cama, piensa en la situación o persona con la que te gustaría soñar.
  • Antes de dormir, aunque suene absurdo, repite mentalmente varias veces premisas como “esta noche soñaré y mañana recordaré mis sueños”; “mañana recordaré mis sueños” o “quiero un sueño para tener confianza”. Solicita tu sueño de forma positiva y muéstrate claro y conciso.
  • Si despiertas durante la noche con un vago sueño en mente, siéntate al borde de la cama y enciende la luz. No intentes despertar bruscamente, eso borraría tu sueño. Repasa mentalmente el sueño con los ojos cerrados.
  • Registra tu sueño en el papel o en una grabadora. Si tomas notas, puedes llevar un diario de sueños.
  • Si el despertar tiene lugar por la mañana, no saltes bruscamente de la cama, pensando que vas a recordar mentalmente el sueño mientras desayunas o te bañas, porque la realidad es que tiende a olvidarse.
  • Anota todos los detalles que recuerdes, aunque pienses que son nimios, porque a veces te darán la clave de la interpretación. Pero, sobre todo, no te engañes, no trates de deformar el sueño con razonamientos lógicos; limítate a registrar el sueño tal y como fue.
  • Trabaja sobre el sueño, de ser posible el mismo día de tenerlo.
  • Guarda series de sueños. La estadística demuestra que los contenidos oníricos que aparentemente carecen de sentido tienen un significado más claro cuando se interpretan asociándolos a otros posteriores o anteriores. 

La importancia de los sueños

Los sueños se producen mientras dormimos. Al soñar, la información recibida durante el día se organiza y selecciona, se resuelven cuestiones y problemas y descansamos, nos relajamos y nos renovamos. Los sueños son importantes para el desarrollo inicial de los circuitos cerebrales. 

Hablar acerca de los sueños con un amigo o amiga, con tu pareja o con familiares puede llegar a ser muy útil. Compartir los sueños se utiliza tanto para alcanzar la paz como para llegar a un desarrollo personal, afirma la psicoterapeuta Benda Mallon, autora del libro Sueños. Conózcase a través de sus sueños. 

Tips para dormir bien

Y para finalizar, unas recomendaciones para dormir bien:

  1. Mantén una recámara fresca, en la que se pueda regular la luz y tan silenciosa como sea posible.
  2. Intenta seguir una rutina: dormir y despertar a la misma hora, aún durante los fines de semana.
  3. Evita pasar tiempo frente a dispositivos electrónicos que emanen luz (TV, teléfonos, computadora, tabletas o videojuegos, etc.), un par de horas antes de acostarte.
  4. Limitar el tiempo en cama, que sólo sea para dormir o para actividad sexual.
  5. ¡No a las siestas prolongadas! Si duermes en el día, evita que sea por más de 30 minutos.
  6. Si no concilias el sueño en 15 minutos o si te despiertas y no te puedes volver a dormir en ese tiempo, levántate y realiza una actividad relajante con el mínimo de luz.
  7. Haz ejercicio regularmente, pero no cerca de la hora de dormir; es preferible la actividad cardiovascular por la mañana y una rutina de ejercicio en la tarde.
  8. Evita ingerir alimentos que contengan cafeína (café, algunos tés, chocolate y bebidas de cola) después de las dos de la tarde.
  9. Evita el consumo de tabaco y alcohol, o por lo menos no los consumas al menos  dos horas antes de irte a la cama.

Si trabajas por turnos, puede ser aún más difícil dormir bien. Es probable que necesites:

  • Tomar siestas y aumentar la cantidad de tiempo disponible para dormir
  • Mantener las luces prendidas en el trabajo
  • Limitar los cambios de turno para permitir que tu cuerpo se ajuste
  • Consumir cafeína sólo al comienzo del turno de trabajo
  • Remover las fuentes de sonido y luz durante su descanso diurno (por ejemplo, usar cortinas que bloqueen la luz)

Recomendaciones tomadas de la Clínica de Trastornos del sueño de la UNAM

Y tú, ¿con qué sueñas?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *